Cómo limpiar suelos de pizarra negra, fácil y rápido

Cómo limpiar suelos de pizarra negra, fácil y rápido

Si tienes suelos de pizarra negra, seguramente conocerás sus grandes virtudes: resistentes, de gran dureza, antideslizantes e impermeables. Aunque son de gran calidad, tienen su talón de aquiles, la porosidad. Esta desventaja es lo que los hace vulnerables a las manchas. Por eso, cuando se produce una mancha doméstica es difícil de eliminar.

Pero las manchas más comunes y que dan más dolores de cabeza a los propietarios de suelos de pizarra negra son si duda las manchas de cal. Este tipo de manchas dan a los suelos de pizarra negra un aspecto blanquecino muy antiestético, cuando la idea es que sea un suelo de color negro brillante.

Para limpiar los suelos de pizarra negra necesitas un potente limpiador antisalitre que acabe con esas feas manchas de cal. Para ello debes limpiar los suelos de pizarra negra con 1 parte de Sanet en 5 de agua y extender la mezcla con una fregona. A continuación debes frotar con la ayuda de un estropajo o cepillo sobre las manchas. Gracias a Sanet, las manchas saldrán con facilidad; al terminar debes aclarar abundantemente con agua y retirar cualquier resto que pueda quedar con la fregona.

Para evitar futuras manchas y que tus suelos de pizarra negra luzcan como nuevos, debes ser cuidadoso con su mantenimiento, así que para limpiar los suelos de pizarra negra habitualmente, es muy recomendable que utilices Cerabric. Cerabric es un limpiador abrillantador hidratante que cuida de tus suelos de pizarra negra a la vez que los abrillanta. Simplemente tienes que usarlo una vez por semana diluyendo un vasito de Cerabric en un cubo de agua y extender con una fregona. De esta manera, al limpiar de tus suelos de pizarra negra, estarás cuidándolos y evitando las futuras manchas, a la vez que lucirán en todo su esplendor.

Los comentarios de esta entrada están cerrados